No dejes de creer que las palabras, la risa y la poesía sí pueden cambiar el mundo.

Fe

Confío confío confío

No te detengas en la duda ni el temor, tampoco en la culpa ni en la autorrecriminación, reside en el esplendor permanente con la seguridad de que eres muy amado.

Siempre eres Uno con Dios, Siempre eres bienvenido a casa. Porque tu hogar es Mi corazón y Mío es el tuyo.

Esperanza


La esperanza le pertenece a la vida, es la misma vida defendiéndose.
(Julio Cortazar)

Amor


La esperanza es esa cosa alada que se posa en el alma y canta la melodía sin palabras que nunca cesa.
(Emily Dickinson
)

Nada nos detiene

Nada nos detiene
Nunca encontraras un arco iris si estas mirando hacia abajo" Charles Chaplin

El amor no es un camino. Te trae de regreso a tu hogar. El amor es tu hogar.
(Sri Sri Shankar)

continúa en

Frases

miércoles, 21 de abril de 2010

La serenidad

La tranquilidad de la mente es uno de los bellos logros de la sabiduría; es el resultado de un esfuerzo largo y paciente en el dominio de sí mismo. Su presencia es indicadora de una experiencia madura y de un conocimiento más que ordinario de las leyes que rigen el funcionamiento del pensamiento.

El ser humano alcanza la tranquilidad en la medida en que se entiende a sí mismo como un ser que evoluciona, a partir del pensamiento. Para adquirir tal conocimiento, necesita entender que los otros también son el resultado de la evolución del pensamiento. Una vez que desarrolla dicho entendimiento, ve con mayor claridad las relaciones internas de las cosas, por la acción de la causa y el efecto y cesa su agitación, su enfado, su preocupación y su congoja, permaneciendo en equilibrio, inalterable y sereno.

El ser humano, luego de haber aprendido a como gobernarse, sabe como adaptarse a otros. Estos, a su vez, respetan su fortaleza espiritual y sienten que pueden aprender de él y confiar. Cuanto más tranquila sea una persona, mayor es su influencia y su poder para hacer el bien.

Un ser humano fuerte y calmado es siempre amado y estimado. Es como un árbol que brinda sombra a la tierra sedienta o una roca, tras la que poder resguardarse durante una tormenta. ¿Quien no ama a un corazón tranquilo y a alguien poseedor de una vida dulcemente templada y balanceada? No importa si llueve o hace sol, o que cambios ocurran en el poseedor de estas bendiciones, pues siempre será tierno, sereno y calmado.

El equilibrio de carácter que denominamos serenidad es la lección final de la cultura; es el florecimiento de la vida, el fruto del alma. El mismo es tan preciado como la sabiduría y debe ser más deseado que el más fino oro.

¡Cuan insignificante se ve aquel que tan sólo busca los bienes materiales, dejando de lado una vida serena; aquella que mora en el océano de la Verdad, por debajo de las olas, fuera del alcance de las tempestades, en eterna calma!

Cuanta gente conocemos que envenena y destruye el equilibrio de sus vidas, arruinando todo lo que es dulce y bello en las mismas, como consecuencia de un temperamento explosivo.

Solo el hombre sabio, aquel cuyos pensamientos están controlados y purificados, logra que los vientos y las tormentas del alma le obedezcan.

A todas aquellas almas sacudidas por la tempestad, donde quiera que estén y sea cual fuere la condición bajo la que vivan, les digo que en el océano de la vida las islas de la dicha sonríen, y que la orilla soleada de su ideal espera su venida.

Mantén la mano firme sobre el timón de tus pensamientos. En la barca de tu alma se reclina el Maestro al mando tan sólo está dormido,despiértalo!

El control de ti mismo es poder; el pensamiento correcto es maestría, la calma es poder. Repite dentro en tu corazón:

¡Que la Paz sea conmigo...!

Imágenes Alain Donnat

2 comentarios:

Joy dijo...

Encantadoras imágenes para un texto estupendo y lleno de verdad.

Que la paz sea conmigo... y contigo, amiga, que somos Uno

Biquiños

Graciela dijo...

Gracias por tu post. Hoy había perdido la serenidad de la que hablas...y ya la volví a encontrar!
A veces se me escapa, pero no muy lejos...felizmente puedo recuperarla.
Sabes ilustrar cada párrafo con la imagen que necesita!
Un beso, amiga.